Fernando García: claves para hacer deporte en casa y vivir para contarlo... ¡Sin lesiones!

El confinamiento en los hogares está llevando a muchísimas personas a practicar deporte en casa. Esto puede ser muy positivo, pero también peligroso para aquellos que, sin conocimientos ni las recomendaciones profesionales, realizan ejercicios que se les ocurren o que encuentran por Internet. A través de esta entrevista, Fernando García aporta las claves para realizar un tipo de ejercicio físico que, lejos de poner en riesgo la salud y el bienestar, ayude a mejorarlos.

«Estamos viviendo una época especial; debemos ser conscientes del punto de partida y de las limitaciones de cada uno antes de ponerse a hacer deporte», señala Fernando García, técnico de Deportes del Ayuntamiento. La clave en estos momentos es, según el responsable, conocer el estado físico y limitaciones propias de cada uno.

Para ello, cabría preguntarse: «Antes de todo esto, ¿yo hacía ejercicio físico ocasionalmente?... ¿Regularmente con intensidad moderada? ¿O me tomaba el deporte en serio y tenía una rutina de dos o tres entrenamientos exigentes cada semana? ¿Competía a un nivel alto?».

Para responder a estas preguntas, es importante «ser realista y sincero con uno mismo, y saber de dónde partía antes de todo», añade el responsable, que además es profesional de la actividad física y siempre ha disfrutado del deporte, como practicante, aficionado, jugador y también como entrenador.

A partir de ahí, es posible determinar el tipo de ejercicio físico recomendable para cada uno, desde deportistas que pertenecen a un club, escuela o centro y están recibiendo instrucciones por parte de sus propios entrenadores y monitores, hasta aquellos que están comenzando y no saben muy bien cuál sería una rutina adecuada para ellos.

¿Qué recomendarías a quienes no cuentan con un entrenador o monitor?

El uso de Internet, como en todos los ámbitos, puede ser una herramienta muy útil, pero también peligrosa, porque puedes encontrar malos consejos, o buenos, pero aplicarlos mal. Para evitar posibles lesiones y otros problemas de salud, aquellas personas que no pertenecen a un club o escuela deportiva y, por tanto no tienen un entrenador que les guíe, Internet es una posibilidad, porque pueden encontrar contenidos muy buenos, pero también auténticas barbaridades.

Creo que la moda de entrenar a alta intensidad con hits, tabata y otros ejercicios con esfuerzos cortos pero intensos, y poca recuperación, pueden ser una barbaridad para quien no está acostumbrado, porque pueden lesionarse o tener problemas serios de salud. Y ahora, en teoría, no se puede ir al fisioterapeuta ni se debe acudir al médico a no ser que sea necesario.

Entonces... ¿Cómo pueden hacerlo?

Yo buscaría vídeos publicados por personas preparadas: diplomados en fisioterapia o en educación física, por ejemplo. La base es conocerte para filtrar los contenidos y adaptarlos a tu necesidad. Con una rutina de 45 minutos o una hora es suficiente, incluso dos, si es alguien acostumbrado a hacer más deporte. Con eso sobra. Es conveniente también leer las recomendaciones del Colegio Oficial de Licenciados en Educación Física. O, por qué no, buscar profesionales online que ofrezcan servicos personalizados.

Pero la gente que nunca ha hecho deporte y ahora está socarrándose en casa es un peligro, a nivel cardiorrespiratorio y también muscular, porque no saben cómo va a responder su cuerpo, y no es el mejor momento para ir al hospital...

Debe ser un mantenimiento para encontrarse mejor y no irse a la cama contracturado, porque es muy importante para la salud descansar bien. De hecho, los médicos están insistiendo en que el deporte es para mejorar, no para tener más dolencias. Esa es la clave.

219-fernando-garcia-cabot-4

Algunos clubs parece que se están adaptando a la situación.

Correcto. Las personas acostumbradas a hacer deporte mínimo dos o tres veces a la semana e incluso compiten deben estar tutorizados por un entrenador que esté formado en el tipo de ejercicio que realiza, por ejemplo, con los niveles 1, 2 o 3. Por tanto, seguiría estos consejos del club o el entrenador, en caso de que hayan decidido continuar los entrenamientos, como en el caso de la UD Puçol, el Club de Fútbol Sala, de Balonmano, Tripuçol y algunos otros. Así pueden hacer marcha, eso sí, adaptada a la situación, porque ahora el objetivo no es competir.

Y lo mismo con otras actividades como pilates, yoga, mantenimiento... Si están siguiendo consejos de personas formadas, en teoría, están recibiendo una planificación de entrenamientos adaptados a su nivel.

¿Qué hay de los deportistas de alto rendimiento?

Creo que en Puçol hay muchas personas que entrenan tres, cuatro, cinco veces por semana o más, y que se exigen mucho, ya que están llevando a su cuerpo a un nivel máximo, ya sea para competir, o porque les gusta. Esta gente, en teoría, debe ser la que menos problemas tenga en esta época. Primero, porque tienen una planificación dirigida por un profesional y no van a hacer barbaridades para su cuerpo.

Sin embargo, me encantaría transmitir el mensaje de que, ahora, su objetivo no debe ser mejorar su estado físico, incluso me atrevería a decir que tampoco es mantenerlo, porque no pueden simular las mismas condiciones que tenían cuando llevaban una vida normal, a no ser que tengan una mansión y dos metros cuadrados...

Pero en algún momento volverán a competir...

Sí, y en este sentido, los deportistas de alto rendimiento también deben tener conocimiento; ser conscientes de que cuando vuelvan a la normalidad, va a haber un periodo de adaptación, como una pretemporada, y ya entonces podrán exigirse más. Pero que nadie piense que cuando acabe este periodo les van a poner un campeonato provincial, o de España o del mundo, o van a tener que competir en su liga.

De hecho, se está comentando que los deportistas profesionales van a tener entre cuatro y seis semanas de adaptación tras el confinamiento antes de volver a competir. Creo que es importante, a quienes nos gusta exigirnos e ir a tope, asumir la situación en la que nos encontramos y saber que probablemente no haya eventos multitudinarios en mucho tiempo.

Retomando el asunto de las lesiones: ¿Cuáles son los peligros en casa?

Está habiendo muchos casos de gente que se está lesionando. Esto no significa necesariamente romperse una pierna -o sí-, pero hay algunas dolencias que pueden suponer un malestar en el día a día, como contracturas, sobrecargas, roturas fibrilares, incluso algún esguince he visto... La mayoría es por hacer malas prácticas. Y claro, si te lesionas y es grave, debes ir al médico y, si puedes evitar ir, lo mejor es consultar a un profesional que pueda orientarte y hacer ejercicios para mejorar.

En caso de sufrir una lesión seria, el médico debe ser el que te diagnostique y, después, un fisioterapeuta o un preparador físico te instruirá los ejercicios que puedas realizar y que puedan ayudarte a mejorar.

¿Y quienes ya contaban con lesiones crónicas o previas al confinamiento?

En estos casos, tienen que hacer ejercicio progresivamente, con mucho cuidado y, lo más importante, es contar con un profesional que vaya guiando el proceso de recuperación aportando los tipos de ejercicio más adecuados para su lesión y su estado físico en general. Algunos expertos locales ya están ofreciendo estos servicios a través de Internet.

Los expertos hablan de la importancia de que los niños se muevan durante la cuarentena...

Es muy importante y ya se está promoviendo. Algunos estudios de especialistas y la propia OMS lo certifican: en edades de hasta 14 años se debe hacer, salvo excepciones, un mínimo de una hora diaria. Puede ser gimnasia suave o ejercicios que envíen sus maestros de educación física -ya se está haciendo-. Y también rutinas un poco más intensas para aquellos que pertenecen a clubs o escuelas deportivas y tienen el apoyo de sus entrenadores.

Lo ideal es que, si pueden hacer algo más que las tres horas semanales del colegio, las hagan, como una hora al día, porque el día da para mucho y se hace muy largo. De hecho, los padres deben estar pendientes de que los niños se muevan, hagan ejercicios de movilidad articular de cadera, brazos... Que caminen, aunque sea por el pasillo... Y, sobre todo, que no estén todo el día parados delante de la televisión, el ordenador o el móvil. Todo esto sería lo ideal.

En definitiva, la clave para todo el mundo es conocerse y poner en práctica aquellos ejercicios adecuados para su estado físico, a ser posible, siguiendo las recomendaciones de un profesional, especialmente quienes no están acostumbrados a hacer deporte o sufren algún tipo de lesión o enfermedad. «Y mucho conocimiento, que va a haber tiempo de sobra para recuperar la rutina de entrenamiento y la normalidad: Esto es un periodo excepcional», añade Fernando García.

Informa: Irene Mollá Fotos: Sabín

219-fernando-garcia-cabot-3

23 Abril 2020
FaceBook  Twitter  
quepaso portada 1

Información Adicional