Artículo de Esquerra Unida del mes de agosto: “Por una sociedad libre de violencia de género, por una sociedad en igualdad real”

Este es el artículo de Esquerra Unida de agosto, titulado Por una sociedad libre de violencia de género, por una sociedad en igualdad real. Tal como contempla el Reglamento de Medios de Comunicación aprobado en 2008, los grupos políticos municipales pueden publicar en la página web municipal un texto de opinión sobre cada pleno que se realice y un artículo sobre el tema que ellos elijan cada mes.

El número de víctimas mortales por violencia de género en 2016 se eleva a 27, a las que habría que sumar la muerte de la mujer que falleció en agosto en Alcúdia (Mallorca), después de permanecer hospitalizada durante más de un mes a consecuencia de las graves heridas sufridas tras ser rociada con líquido inflamable por su pareja sentimental. En los primeros siete meses de 2015 la lista de muertes era similar a la de este año con 28 fallecimientos confirmados, cifra que se elevó a 60 al cerrar el año. Fuente: http://noticias.lainformacion.com/.

Desgraciadamente un año más comprobamos cómo a pesar de que teóricamente la violencia de género es rechazada desde todos los ámbitos, es aún una lacra endémica que nos sigue golpeando. 

Desde que comenzó la crisis, la violencia de género ha ido aumentando día a día. Y la violencia institucional soterrada que se ejerce contra las mujeres a través de los recortes presupuestarios, la disminución de las pocas políticas de prevención que ya existían, junto con la imagen discriminatoria y cosificada que de las mujeres se sigue ofreciendo, son un caldo de cultivo que fortalece la desigualdad y la violencia, que son elementos inseparables. 

“SIN IGUALDAD NO HAY DEMOCRACIA”

España se encuentra en una situación en la que lo que más destaca es el fomento de liderazgos individuales masculinos, basados en estereotipos androcéntricos, alejados de la realidad social y a años luz de las reivindicaciones feministas aún pendientes.

Lo prioritario de las agendas políticas son los titulares más resonantes y los postureos más sobresalientes. Mientras, las mujeres seguimos perdiendo igualdad y derechos, y las brechas de la desigualdad se van agrandando.

Ni la socialdemocracia ni, por supuesto, la derecha, han satisfecho nunca las reivindicaciones de igualdad real entre mujeres y hombres; por eso las mujeres sólo podemos confiar en nosotras mismas y en las fuerzas políticas realmente transformadoras.

Es necesario, hoy más que nunca, revolucionar la política desde lo más profundo hasta en sus formas. Todas las reivindicaciones democráticas e igualitarias que aún están por conseguir requieren situar al feminismo como pilar fundamental de decisión. No nos fiamos de las buenas intenciones, ya llevamos demasiado tiempo esperando.

Están pendientes aún nuestro derecho al trabajo digno con salarios iguales, el derecho a decidir libremente sobre nuestra maternidad y nuestras vidas, las políticas efectivas contra violencia machista, el respeto de las opciones e identidades sexuales, la apuesta efectiva por la abolición de la prostitución, la implantación real de una educación igualitaria en todos los niveles…

Necesitamos una cultura, una sociedad, en la que las mujeres seamos visibles, sujetos de pleno derecho, no objetos hipersexualizados o mercancantilizados. Necesitamos conseguir un género humano sin discriminaciones por razón de sexo.

Por eso hace falta que haya instituciones que defiendan nuestros derechos, que haya presupuestos destinados a erradicar la desigualdad y gobiernos en los que, efectivamente, nos sintamos representadas.

Salud y Republica.

Una opinión de Esquerra Unida

22 Septiembre 2016
FaceBook  Twitter  
quepaso portada 1

Información Adicional