Los festeros se mojan a fondo en todos los actos… incluido el parque acuático “sólo para niños”

Los festeros jóvenes han organizado este año por primera vez un parque infantil acuático, en el aparcamiento de la antigua estación de Renfe. Y en principio sólo los más pequeños podían acceder a los hinchables bien regados por mangueras, pero, dado que el termómetro superó los 40 grados esa mañana… los festeros disfrutaron del agua y los toboganes como auténticos niños… y así animaron al resto de los asistentes a mojarse. Las fotos son gentileza de César Uceda.

Si algo han demostrado este año los festeros y festeras de la Virgen el Pie de la Cruz es su capacidad de adaptación a las circunstancias: andar, correr, saltar, rezar o desfilar, lo que haga falta para cumplir en cada uno de los actos programados.

La primera prueba la dieron el día de su presentación, el domingo 28 de agosto: al amanecer tocaba andar, con zapatillas y camiseta, hasta la montaña del Cabeçol, en la romería que abría los actos religiosos; esa misma noche tocaba lucir las mejores galas en la presentación oficial en la plaza.

Pero no ha sido la única demostración de su capacidad camaleónica.

Prueba de ello fue su transformación en auténticos “niños” el domingo 4 de septiembre, para demostrar a los más pequeños cómo había que lanzarse por los toboganes acuáticos. Sin bañador, con la camiseta y el pantalón corto que tocaba esa mañana de uniforme, los dieciocho organizadores de las fiestas no tuvieron problema en mojarse… en todos los sentidos.

Informa: Sabín | Fotos: César Uceda

fotos face

726-parque-acuatico-infantil-5

11 Septiembre 2016
FaceBook  Twitter  
quepaso portada 1

Información Adicional