La manifestación más grande jamás realizada en Puçol: cuatro mil personas gritaron BASTA YA al terrorismo

La manifestación más grande jamás realizada en Puçol: cuatro mil personas gritaron BASTA YA al terrorismo

Había convocada una manifestación a las siete en Valencia, pero a mediodía el pleno aprobaba un comunicado conjunto y, para facilitar a aquellos vecinos que no tenían vehículo o no se atrevían a utilizar el tren por las circunstancias actuales, se decidía convocar una manifestación también en la población.

Quedaban apenas seis horas para avisar a los vecinos. Pero Puçol no necesitaba demasiados avisos. A las siete de la tarde la calle Sant Joan mostraba un aspecto mucho más multitudinario que un siete de septiembre. Había más, mucha más gente... pero se oía mucho menos: si sorprendente era que en torno a cuatro mil vecinos apoyaran con su presencia la manifestación, más lo era el escalofriante silencio con que se realizó el recorrido.

Era corto. Quizá demasiado, porque cuando la comitiva de cabeza llegaba a la Avenida Valencia, la cola apenas había comenzado a moverse y seguía en torno a la plaza Joan de Ribera. En la cabeza, unos niños portaban lazos en señal de duelo, tras ellos, todos los representantes de los grupos políticos municipales daban paso a unos vecinos que, a lo largo del recorrido, no paraban de sumarse a la manifestación.

Un silencio impresionante durante el recorrido que aún se tornó más emotivo durante la lectura del manifiesto consensuado por todos los partidos políticos en el pleno, a mediodía. Aún más intenso durante los cinco minutos de silencio.

Y entre ambos, un breve desahogo para las cuatro mil almas congregadas e la calle, y es que e ese paréntesis el grito fue unánime: “BASTA YA”, acompañado de los aplausos de los asistentes. Fue, por si alguien aún tenía dudas, una nueva demostración de que Puçol es un pueblo solidario.

He aquí el texto íntegro del manifiesto aprobado por todos los grupos políticos municipales, que fue leído por el alcalde, Josep Mª Iborra:

“Ayer, se volvió a sembrar el terror, a perturbar la paz de nuestra sociedad, a irrumpir en nuestras vidas de golpe, por la fuerza. En esta ocasión como en tantas otras, las victimas han sido trabajadores, estudiantes, inmigrantes, gente de a pie que acudía a Madrid en trenes de cercanías a cumplir como cada día con sus obligaciones. El número de muertos es más que escalofriante, se habla de casi dos centenares de personas, de mas de mil heridos, de cientos de familias rotas para siempre.


Hoy nos concentramos de nuevo para mostrar nuestra más contundente repulsa hacia el terrorismo de cualquier calaña, ya sea nacional o internacional, a toda la estela de dolor, de muerte y desolación que acarrea. Queremos que nuestra voz se oiga alta y clara, sin fisuras, sin divisiones, que llegue hasta los asesinos como una solo grito contra el horror, que se enteren de una vez y para siempre que con sus actos no va a hacer otra cosa que reforzarnos en nuestra convicciones, evitando el desaliento, que vamos a hacer todo lo posible por combatirlos, por derrotarlos, por acabar con esta locura y conseguir una sociedad libre y en paz.

Para ello tenemos que seguir juntos, unidos, con serenidad y firmeza democrática, con la seguridad de que conseguiremos aislar a los asesinos, ya que no caben en nuestra sociedad, ni es posible el diálogo con quienes hacen de los muertos y el dolor sus argumentos.

Frente a este brutal ataque al pueblo español, a la democracia, a la convivencia, a la paz, reiteramos nuestra confianza en el Estado de derecho, expresando nuestra apoyo unánime a todas las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad, así como nuestra solidaridad con las victimas y sus familias y amigos, con la firme convicción y esperanza de que esta barbarie pronto terminará.

15 Marzo 2004
FaceBook  Twitter  
quepaso portada 1

Información Adicional